Comentario sobre Tipping the velvet

Anoche vi el segundo capítulo de la miniserie basada en la novela de Sarah Waters "Tipping the velvet" (El lustre de la perla, Ed. Anagrama, España, 2004).

Mientras veo la serie, estoy leyendo la novela en inglés, y trato de avanzar en la historia, aunque no puedo ir muy rápido. La novela me gusta, porque más allá de ser una novela de época, ese contexto histórico permite a la autora adentrarse en las relaciones entre mujeres de fines del siglo XIX, lo que nos permite a nosotras, lectoras en el siglo XXI, identificarnos, pensar en lo que cambió y en lo que todavía no cambiamos demasiado.

La miniserie de la BBC de Londres, tiene, varios puntos positivos y algunos no tanto. Empezando por los buenos: la ambientación de la época está muy bien hecha, es inútil, tienen los medios para recrear una historia que pudo haber sucedido hace más de 100 años. Si bien la miniserie está basada en la novela de Waters, las licencias son pocas, y la imagen y el sonido están muy bien aprovechados para que podamos avanzar rápidamente en la historia, sin alejarnos del argumento. Las actrices son todas muy lindas de ver, aunque algunas están mejor en su papel que otras.

Lo malo, en orden de importancia para mí: la protagonista, encarnada por la actriz Rachael Sterlling, es demasiado femenina, algo que justamente no es el personaje de la novela de Waters (en un momento Kitty le dice: "you are too much like a boy!"), y cuando se viste con ropas de hombre no anda maquillada, obviamente. La producción de la BBC ha querido mantener a Stirling como la belleza femenina que es, les recuerdo que es la hija de Diana Rigg, más conocida como su personaje "Emma Peel". Como para no pensar tan negativamente su voz está bien.

La lesbofobia, y creo no equivocarme al no usar la palabra homofobia, está casi borrada de la miniserie. Es algo que explica muchas de las cosas que sufre el personaje de Nan. Es la lesbofobia lo que hace que kitty piense en casarse, y mantener su relación con Nan, aunque ésta finalmente rechaza esta posibilidad. Kitty se aleja de unas mujeres que conocen en un teatro cuando van a realizar una presentación, porque piensa que son "toms", no son "como ellas" (Nan y Kitty). Y el pedido de mantener la relación en secreto es sufrida por Nan, quien quisiera demostrar todo su cariño en todo momento.

Por último, y no menos importante, los momentos poéticos de la novela han dado lugar a algunas imágenes filamadas, pero nada más. Y peligrosamente los momentos de celos furiosos de Kitty y Diana se ven muy parecidos. Sin embargo, la escena del coche en el que Kitty finalmente le dice a Nan que la quiere no como hermana sino como amante, es muy poética, con el río Támesis congelándose en la noche, una escena de las más hermosas que he leído últimamente sobre encuentros y declaraciones amorosas lésbicas. Una lástima que se haya perdido en la versión televisada.

Según lei en un comentario del sitio After Ellen, la versión en DVD que se consigue en algunas partes del mundo, es la versión inglesa, porque la americana sufrió cortes cuando fue emitida en la BBCAmerica. Sí! la censura esta vez le tocó a la BBC y a Tipping the vlevet, como el año pasado el canal Warner hizo con la serie "The L word": Muchachos y muchachas de Warner no se copien de los chicos del norte, por favor!!

Igual, me gustó mucho hasta ahora la miniserie. y creo que podemos agradecer que estamos viéndola en esta parte del mundo, cuando tantas otras no llegan nunca o con muchos años de retraso.

El domingo 22 de enero por ISat, a las 0 horas, el último capítulo. La repetición de los tres capítulos juntos, será el domingo 29 también desde las 0 horas.

Tags: , ,